• 18/06/2024 19:40

Patricia Bullrich, en modo Milei: «Conmigo esto se acaba»

Jul 4, 2023

 

Entramos en la etapa decisiva del trayecto hacia las PASO, y los actores políticos ajustan sus estrategias. Aprovechando la debacle de Javier Milei, Patricia Bullrich intenta cosechar votos sobre la siembra del economista libertario. La consigna de la precandidata apuesta a la radicalización del ajuste: «conmigo esto se acaba». Y planea excluir a Rodríguez Larreta en caso de imponerse en la interna, fortalecer su discurso de mano dura, disparar sus cañones sobre las empresas estatales y las políticas sociales y promover despidos masivos en el sector público.

El nuevo spot, presentado el jueves pasado en el Pilar Palace, fue visto por 200 dirigentes de todo el país. Sin antestesia, propone el cierre de empresas del Estado para bajar drásticamente el gasto público  y destinar esos recursos a generar mejores condiciones para que los privados puedan generar empleo. También prometió una confrontación sin cuartel contra el sindicalismo.

En caso de no contar con los votos legislativos indispensables para imponer su brutal ajuste, Bullrich pretende implementar la estrategia ya anunciada por Milei, copiada a su vez de Adolf Hitler. Convocar a un plebiscito o consulta popular ignorando las instituciones republicanas, o bien apelar a Decretos de Necesidad y Urgencia, a los que recurrió frecuentemente Mauricio Macri.

Entre las empresas a cerrar estarían el Astillero Río Santiago, que este año cumplió siete décadas, y que fue recuperado en 2021; y Yacimientos Carboníferos Río Turbio, a la que considera improductiva y que no consigue cubrir ni siquiera una mínima parte de su presupuesto. Siguiendo la línea de la gestión de Macri, Patricia apunta a reducir presupuestos estatales y eliminar las inversiones de capital.

Otras de las empresas estatales que sufrirían un duro recorte es la  agencia Télam, que ya sufrió políticas de vaciamiento y despidos masivos conb Mauricio Macri; y la Radio y Televisión Argentina, a fin de “despolitizarla”. Su programación sería tercerizada, y sólo mantendría algunos noticieros desprovistos de editoriales.

En lo referido a la inseguridad, Patricia apuntaría a invisibilizar a las víctimas de una línea de acción reñída con las garantías constitucionales más básicas.

Otras áreas de inversión estatal significativa sobre las que pasaría la podadora son el PÂMI e IOMA.

Finalmente, respecto de su competidor, Horacio Rodríguez Larreta, su estrategia consiste en evitar cualquier tipo de confrontación programática. Su única apelación será a través de la descalificación y los ataques personales.

En las antípodas de aquella célebre frase de Carlos Menem –“Si decía lo que iba a hacer no me votaban”-, Patricia explicita su programa que combina exclusión social, represión, vaciamiento del Estado y concentración de la riqueza.

Quienes la voten no podrán argumentar que no sabían de qué se trataba.