• 19/06/2024 17:17

Explotó Tucumán con el lanzamiento de la campaña de Sergio Massa

Sep 9, 2023

 

Este sábado, en una soleada jornada tucumana, y ante una verdadera multitud, Sergio Massa relanzó su campaña presidencial, con la presencia presencia de 14 gobernadores provinciales (trece del PJ y el del Frente Renovador de la Concordia misionero); su candidato a vice, Agustín Rossi; las autoridades de la CGT y la CTA de los Trabajadores; y el titular del PJ Bonaerense, Máximo Kirchner, quien había desaparecido de la escena pública desde las PASO del 13 de agosto y la Ministra de Trabajo, «Kelly» Olmos. También estuvieron presentes funcionarios y referentes de movimientos sociales.

Con fuertes críticas a la oposición, el ministro de Economía y candidato presidencial de UxP enfatizó que destinará todos sus esfuerzos a «defender la patria con uñas y dientes de cualquier intento de destruir la integridad nacional».

Tras su guiño inicial, «Quiero venir a comprometerme con la región más injustamente postergada de la Argentina», subrayó que «Voy a ser el presidente del trabajo en Argentina y el que le devuelva a nuestros trabajadores el poder de compra que han perdido en el salario.»

En tono presidencial, Massa afirmó que se le va a «pagar» al FMI «para que se vayan de la Argentina y nos dejen decidir de manera soberana». Y se comprometió inmediatamente a «ser el presidente que le devuelva a los trabajadores la dignidad de discutir y lograr su mejor ingreso, no a partir de la receta que impone el FMI, sino de lo que decidamos en paritarias libres».

En su discurso Massa fue desgranando su programa de gobierno para relanzar a la Argentina. Afirmó entonces que va a defender «la industria nacional» y a «aquellos que todavía el Estado no protegió», como los trabajadores de la economía de plataformas, de la economía popular y a todos «los trabajadores y trabajadoras».

En un acto caracterizado por el optimismo y la sensación de que la victoria electoral es posible, Massa convocó a que «Desde el Norte Grande vamos a dar vuelta la historia y vamos a construir un triunfo el 22 de octubre», y adelantó que va a convocar a «un nuevo pacto federal en Argentina» para distribuir más recursos para las provincias, frente a los otros candidatos que «plantean cortar la coparticipación».

Asimismo el candidato presidencial remarcó su compromiso con los jubilados, con las universidades públicas que «quieren arancelar» y con el sistema científico y tecnológico.

Tácitamente Massa insistió en diferenciarse en cada una de sus propuestas de sus adversarios en la competencia electoral Patricia Bullrich (Juntos por el Cambio) y Javier Milei (La Libertad Avanza). De sí mismo dijo que no es «el personaje simpático que en TikTok graba videos atrevidos» o el candidato que «se pasea por los canales de televisión agrediendo y descalificando al resto», sino que se propone ser el «presidente que se rompe el alma laburando porque sueña con una Argentina igual para todos».

Finalmente llegó la munición gruesa para Mauricio Macri: «Muchas veces los invitaron a recorrer un sueño y se levantaron en pesadillas como pasó entre 2015 y 2019», para cerrar con su propuesta a los presentes de cara a la elección y un eventual próximo gobierno: «Venimos a invitarlos a trabajar juntos».

Massa había llegado a Tucumán el viernes por la tarde y despegó una actividad arrolladora antes de la cita de UXP en el Hipódromo tucumano del día sábado. En el Teatro Mercedes Sosa, Massa había pedido “explicar a los más pibes, a los más jóvenes que no habían nacido en 2001, que hoy estamos peleando por evitar que vuelvan a construir un diseño de país que los termine endeudando a ellos, más de lo que nos han endeudado” y cuestionó “la idea de volver a las AFJP y de reestructurar el PAMI”. También instó a los dirigentes peronistas “a mostrarle al resto de la Argentina que desde acá, desde el norte del país, construimos el triunfo, y también el futuro de la patria”.

En su desayuno del sábado por la mañana con empresarios, el candidato puso en valor la importancia de “haber construido mecanismos de reducción impositiva para las pymes”. También  destacó la eliminación de las retenciones a la exportación de economías regionales “que se encuentran en un proceso industrial” y convocó a “discutir cuál es el rol del Norte y cuál es el proyecto de país para que la región sea parte de un proceso desarrollo, y no vuelva a caer en las asimetrías que la tornen inviable”.

No faltaron tampoco allí la mención tácita a la oposición. “Los mismos que hace 30 años planteaban unificar provincias y decían que el Norte argentino era inviable, hoy, escondidos detrás del ‘versito de la libertad’, están volviendo para instalar en la Argentina la idea de que las provincias tienen que arreglarse con lo propio, perdiendo la idea de Nación y de la coparticipación”, enfatizó.

Las palabras de Sergio Massa fueron muy bien recibidas por el Presidente de la Unión Industrial de Tucumán, Jorge Rocchia Ferro, quien calificó como “muy positivo” el encuentro de los empresarios con Massa.

“Vinimos las 10 uniones industriales del norte. Nuestra obligación es ser facilitadores de todas las cosas. No nos corresponde para nada ser oposición. Vimos que dieron para el norte el tema de las retenciones, la concreción de la cárcel, la ruta Tucumán-Termas y el nodo ferroviario. Venimos a pedir que no nos castiguen por estar lejos de la zona central, que no aumenten los cordones de pobreza, que aquellos que tengan planes sigan trabajando, que tengamos tarifa plana de la energía para una zona subtropical como la nuestra; el puente Chaco–Corriente para el Corredor Bioceánico”, destacó Rocchia Ferro.

El Ministro de Desarrollo Productivo de Tucumán, Álvaro Simón Padrós, destacó que participaron “400 empresarios de la región”, y que fue “un encuentro de trabajo con el ministro”.

El balance de la visita tucumana de Sergio Massa fue ampliamente satisfactorio. Quienes hasta ayer se mostraban incrédulos respecto del proceso electoral salieron expresando su entusiasmo respecto de las chances electorales de UxP.

Contra todos los pronósticos negativos, Sergio Massa suma y sigue. La luz de la esperanza se ha encendido una vez más en el horizonte del proyecto nacional argentino.